Cuando X tiende a… ¡destrucción!

Tengo un amigo que tenía un profesor de matemáticas al que Cartman de Southpark calificaría de “fuertecito”. El hombre no era mal profesor y le gustaba enseñar las cosas de forma sencilla y visual.

Un día empezó a explicar los límites de funciones:

– Un límite cuando “x” tiende a un valor es como si yo me acerco a esta pared: puedo acercarme todo lo que pueda a la pared pero no puedo llegar a ser la pared.

Por los golpes que le dio a la pared y como temblaba la pizarra con cada impacto, más de uno llegó a pensar que si que lo conseguiría.

Anuncios

4 comments so far

  1. monitorjavi on

    Ehm, de nuevo, una historia de profesores chiflados!

    Pero qué profesores tenía tu amigo!!!!!!!!!!!!!!

  2. errepunto on

    El fascinante mundo de los isntitutos públicos 🙂

  3. Santeador on

    Juas, yo tenía un profesor de programación al que apodamos “Mazinger” menudo armario de tío xDDDD

    • errepunto on

      Por lo menos seguro que no intentaba demoler vuestro edificio, jeje.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: