Demasiado oleaje

Tengo un amigo que tiene bastante imaginación pero es algo torpe (donde “algo” tiene un significado muy cercano a “enormemente”). Cuando era pequeño esos dos rasgos los tenía aún más acentuados, lo que le produjo una serie de problemas.

Por ejemplo, un día en clase de parbulitos les mandó la profesora recortar un barquito (muy esquemático, evidentemente, eran niños de 5 ó 6 años) y pegarlo en un fondo de un mar. Cuando fue pintar el mar de fonto, ¡oh tragedia! se había acabado la pintura azul claro. Pero como era muy apañado, pensó que el azul oscuro serviría igualmente.

En un alarde de inventiva pensó:

– En el mar hay olas que lo “menean” arriba y abajo, así que el barquito no estará recto.

Las dos ideas por separado eran buenas, y más para un niño tan pequeño, pero unidas por su mano torpe resultó una escena en la que parecía que el barco estaba zozobrando en medio de la tempestad.

Cual debió ser el calamitoso resultado, que la profesora llamó a sus padres para hablar con ellos, por si el niño tenía algún tipo de problema familiar que le llevaba a imaginar estas cosas.

Todo se solucionó cuando mi amigo, bastante avergonzado, contó a sus padres y a su profesora que intentaba poner olas en el mar, pero se le fue la mano.

Anuncios

4 comments so far

  1. monitorjavi on

    Tu amigo vive ahora en el psiquiátrico?

  2. errepunto on

    No, pero trabaja al lado 😀

    • Santeador on

      Para que luego digan que el tiempo no pone a cada uno en su lugar… xDDD


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: